La digitalización de las empresas a traído al mercado la oportunidad de ahorrar tiempo y dinero en gestiones, organización, estrategia de mercado, flujo de información… para llegar de una forma más rápida y consistente al objetivo final: Vender.

La centralización de negocio gracias a las herramientas digitales

Actualmente el mundo digital es el camino más fácil, directo y sobretodo, filtrado, para llegar al público objetivo de una empresa. Todos los negocios están definiendo su parcela, mejorando estrategias y aprendido de un mundo donde la información fluye de manera constante. Y en este contexto, el sector inmobiliario no se ha quedado atrás.
En la actualidad existen el llamado crm inmobiliario, una herramienta que permite tanto al promotor inmobiliario como al comercializador centralizar toda la información de ventas, promociones de obra nueva y a la vez, facilitar la gestión de aquellas responsabilidades más arduas de una forma sencilla, ágil y económica.
Gracias a este tipo de herramientas la empresa será capaz de gestionar todos sus proyectos desde una misma interfaz: una aplicación intuitiva, ágil y cómoda, ahorrándole así tiempo en gestiones, y ganándolo en atención al cliente. Es la oportunidad de dar un paso adelante, ser más ofensivo y centrar más tiempo y esfuerzo en generar ventas.

Como la digitalización del negocio nos acerca al cliente

Gracias a este tipo de herramientas, mucho del tiempo que la empresa debe invertir en las gestiones más fatigosas, así como gestión de las comercializadoras, generación y firmas de contrato, gestiones de notaria, actualización y control de proceso de venta, comunicación con los clientes, etc. la podrá invertir en ofrecer un mejor servicio de atención al cliente.

Otra de las ventajas de la digitalización es la posibilidad de mejorar la imagen de la empresa. Que el cliente tenga acceso a una plataforma, a la cual pueda acceder des de su teléfono móvil, potencia la imagen de transparencia y fluidez, generando así una relación de confianza mucho más estrecha entre ambas partas.

En un modelo de negocio donde el valor del producto es tan elevado, mantener una imagen de transparencia, y una relación de confianza entre el cliente y la empresa es esencial para alcanzar los objetivos marcados.

Funcionalidades accesibles para la inmobiliaria

Gracias a estas plataformas, a empresa tendrá a acceso a varias herramientas de interés. Algunas de las funcionalidades con las que se puede trabajar con la digitalización de las ventas son las siguientes:
– CRM: Este tipo de herramientas permite a la inmobiliaria llegar al público objetivo y gestionar su actividad desde el primer contacto hasta la entrega de llaves.
– Plataforma interna: Plataforma interna donde el equipo comercial pueda acceder en todo momento a los proyectos disponibles, y ofrecerlo a sus clientes de forma inmediata.
– Digitalización de contratos y el seguimiento: La digitalización de la venta permite agilizar la transacción gracias a las firmas digitales, y a un control de la gestión con el cliente y terceros a tiempo real.
– Un espacio para el cliente: Una plataforma para que el cliente pueda gestionar su parte de la transacción y seguir en todo momento el procedimiento hasta la entrega de las llaves.
– Análisis: Finalmente, generar reportes automatizados para ser conocedor en todo momento de la situación en la que se encuentra la empresa.

En conclusión la digitalización de las ventas es una gran oportunidad para hacer un paso adelante en tu negocio.